Cómo cambiar de trabajo con éxito - somoscoaching.com
30 diciembre 2021

¿Sabes cómo cambiar de trabajo? Seguro que sí, dejas uno y empiezas en otro. Ahora bien, ¿tienes los conocimientos suficientes para hacerlo bien, dejando un poso positivo en tu empresa anterior y entrando por la puerta grande en la nueva? Pues ahí es donde queremos ir, pues entendemos que ese es el quid de la cuestión.

Por lo general, cuando el cambio de trabajo es buscado, suele ser motivo de alegría. Cuando no queda más remedio, podría dejar algún tipo de negatividad en nuestra psique. En cualquier caso, podemos hacerlo de forma que, según cómo lo tomemos, sea siempre algo bueno, pues todo dependerá de nuestra actitud y de la mentalidad con la que afrontemos el nuevo reto que se abre ante nuestra mirada.

Así que, si quieres enriquecer tu trayectoria profesional y dejar siempre un buen sabor de boca allá por donde pasas, toma nota. Aquí vas a ver cómo cambiar de trabajo hasta que encuentres esa oportunidad laboral que llevas año buscando con ahínco.

El mercado laboral

En cualquier caso, antes del cambio, recuerda conocer bien el mercado laboral en el que te moverás, en especial en cuanto a lo que se refiere a tu sector.

A veces, elegir el momento oportuno en el que dar el salto es clave para gozar de éxito. No siempre es sencillo y, si no conocemos el mundillo, hay muchas opciones de dar un paso en falso y equivocarnos.

En cualquier caso, un cambio de trabajo es algo esporádico, que no se realiza una vez por año, mucho menos varias veces en un mismo año. Eso significaría que algo extraño pasa. Tal vez estemos estancados profesionalmente, o es probable que hayamos errando en la búsqueda del sector para el que tenemos talento real. O quizás podría darse el caso de que hemos tocado techo y necesitamos un cambio mucho más drástico.

Cómo cambiar de trabajo paso a paso

Vamos a conocer los primeros pasos que deberías dar para cambiar de trabajo. De todas formas, recuerda que esto es una guía. Aquí, nuestros coachs y profesionales vuelcan parte de sus conocimientos para echarte una mano facilitarte la labor. Pero, si de verdad quieres una guía adecuada a tus necesidades, una buena opción es contactar con cualquiera de nuestros profesionales y recibir ayuda personalizada y centrada en tu persona.

Y ya sí, sin mayor dilación, vamos a ver qué hacer para cambiar de trabajo, pues es un asunto serio que no se tomará a la ligera, y que requerirá de mucho tiempo de reflexión y cuidado para afrontar una nueva etapa con garantías de éxito.

Analiza tu estado actual

¿Sientes que estás quemado en tu puesto de trabajo? Si estás desmotivado, tienes una fatiga que ya parece crónica o consideras que te has estancado, tal vez sea el momento de analizar las posibilidades para cambiar de empleo.

Así pues, el primer paso siempre será el análisis de tu situación personal y profesional. Si no estás feliz, si consideras que tu labor no está bien valorada, si tus perspectivas de futuro son poco halagüeñas… Ya ves que hay muchas preguntas que hacerte.

¿Crees que es imposible lograr un aumento de salario a corto o medio plazo? ¿No estás cómodo en tu puesto de trabajo? ¿No te sientes bien con la filosofía de tu empresa, con tus compañeros o con los líderes de tu grupo? Todo ello son señales inequívocas de que podrías estar ante un fin de ciclo profesional y laboral.

Puede haber casos mucho más complejos y claros, por ejemplo, si sufres mobbing o acoso laboral. En otras situaciones menos preocupantes, podrían ser simple desinterés o motivación escasa, estancamiento personal, traslado de ciudad…

Análisis de la situación de mercado

Una vez analizamos nuestra situación personal, pasamos a analizar la situación del mercado. Es obvio que, a no ser que nuestra posición en una empresa sea insostenible, hemos de estudiar bien nuestras posibilidades para dar un paso tan importante como un cambio de trabajo.

Al analizar la oferta, podemos mirar bien si realmente vamos a dar con una posición mejor de la que tenemos o acabaremos a medio y largo plazo estando peor.

Recordemos que, además, la coyuntura es importante. En tiempos de crisis o desaceleración económica, un cambio de empleo es un paso muy arriesgado. Por lo tanto, conviene saber si nos la jugamos mucho o no.

Igualmente podemos hacer una búsqueda de empleo mientras no dejamos nuestro trabajo actual. Hay quienes dan el paso, abandonan su puesto y centran su labor en la localización de una oferta laboral interesante. Sin duda, es una opción atractiva para dar con un puesto más adecuado a tus necesidades. Ahora bien, no todo el mundo puede darse el lujo de dejar de ingresar dinero, por lo que, a la vez que trabaja, tendrá que buscar, y la carga puede ser elevada y hacer que nuestra situación personal y profesional empeore.

Visualización

Por lo tanto, sea cual sea nuestra situación, conviene dar un tercer paso, es de la visualización en un puesto óptimo, ese en el que más disfrutaríamos y nos sentiríamos valorados.

Si cualquier trabajo que encontremos va a ser más o menos similar al que tenemos, ¿realmente conviene cambiar y merecerá la pena dicho cambio?

Algunos expertos aconsejan hacer una lista con las habilidades, actitudes y aptitudes propias. Con respecto a ese resultado, se hará una búsqueda de los empleos disponibles, para saber si realmente hay un puesto que pudiera combinarse con nuestras necesidades clave.

Pasar a la acción

Finalmente, queda un último paso que, como ya hemos comentado por encima, es pasar a la acción. Tal y como hemos dicho, puedes elegir dejar tu empleo actual y centrarte en la búsqueda únicamente. O bien seguir con tu puesto mientras buscas las opciones de mercado.

Sea cual sea tu particular situación, conviene que establezcas un plan de acción en el que marques los objetivos a corto, medio y largo plazo. De esta forma planificarás tus movimientos y tendrás un marco de actividad más claro para encajar en un empleo que realmente sea lo que buscas, y no únicamente lo que encuentras.

A partir de aquí, la labor a realizar es ingente. Tienes que pasar a la acción trabajando cada detalle de tu perfil para prepararlo para ese puesto ideal para ti. Para ello, has de adaptar tu currículum a cada oferta que encuentres para que tu propuesta sea totalmente personalizada.

Además, debes preparar también una carta de presentación personalizada para cada puesto y, por supuesto, has de estar listo para cumplir con cada parámetro. Para ello, ejercita tus habilidades, haz cursos formativos para complementar tus competencias, aprende comunicación verbal y no verbal y, por supuesto, prepara en detalle cada entrevista de trabajo siguiendo estos consejos que te ofrecemos en este enlace.

Cómo cambiar de trabajo: consejos

A continuación, te vamos a ofrecer algunos consejos que te ayudarán a aprender a cambiar de trabajo de forma lógica y sensata. Conviene que los tengas siempre muy presentes mientras dure este proceso, de manera que te sean útiles.

Profesionalidad

Necesitas dar una imagen de profesionalidad siempre. Pero, más allá de ello, y como ya se ha comentado anteriormente, este es un proceso que debemos tomar de forma profesional, valga la redundancia, haciendo una labor que, en sí, convierte la búsqueda de trabajo en un trabajo en sí mismo.

Da igual los motivos, esta es una labor a la que tendrás que dedicar un buen rato cada día. Formación, adaptación del currículum, búsqueda de ofertas, networking y suma de contactos, trabajo en redes sociales profesionales como LinkedIn

Hay mucho que hacer. De ahí que necesites, como ya hemos comentado, un plan adecuado para actuar de forma correcta, en pro de tu búsqueda, para que encuentres lo que necesites y el cambio de trabajo no sea más de lo mismo que ya tenías.

Evita las críticas no constructivas

En cierto modo, tendemos a criticar cuanto no nos gusta. Sin embargo, da muy mala imagen hablar mal de nuestra empresa anterior, de nuestros antiguos jefes o de los compañeros.

Así pues, durante esta transición, cuando hagamos entrevistas, preparemos pruebas o cartas de presentación y, en todo momento, nos centraremos en críticas positivas y constructivas, siempre mirando hacia el futuro, aprovechando la experiencia obtenida en el pasado.

Piensa que, si tu nuevo líder te ve poniendo a parir a tu antiguo jefe, creerá que tú puedes hacer lo mismo con él en el futuro. Hazte cargo de ello y evita sorpresas innecesarias.

Sigue los cauces adecuados para disfrutar de una transición pacífica

Tanto en el seno de tu propia empresa como entre tu familia, hazlo todo con sentido común. Es importante que sigas los cauces legales, avisando con antelación que te marchas de la empresa, comunicando todo con profesionalidad, procurando que todo se haga de la mejor forma cuando sea efectivo.

Recuerda que comienzas una nueva etapa, y eso puede afectar a tus relaciones sociales y familiares. También en el aspecto más personal debes ir con cuidado para que no implique un problema.

Igualmente debes ser cuidadoso en redes sociales. No avises de que buscas trabajo o has dejado tu empleo antes de tener todo atado y bien atado, sin perjudicar a tu anterior empresa, a compañeros o antiguos jefes. No conviene hacer nada hasta que no arranque la nueva etapa.

Prepara tu despedida

Es interesante que prepares tu despedida de forma adecuada. Una carta, ya sea privada o pública, puede ser interesante para dar un toque personal al asunto.

Despídete de tus antiguos compañeros y jefes, pues has estado tiempo con ellos y merecen el detalle. Hoy en día es muy sencillo gracias al email, pudiendo hacer llegar mensajes más o menos genéricos o personalizados a cada miembro de la compañía.

Fija tus objetivos

Ojo, como ya se ha dicho, apuesta por un plan de acción razonable con objetivos a corto, medio y largo plazo. Además, procura que las metas sean realizables, de lo contrario, podrías acabar frustrado.

Disfruta del proceso, aplícate en el cambio y ve cumpliendo todos los pequeños éxitos paso a paso hasta alcanzar este triunfo que tanto anhelas.

Confía en tu nuevo puesto

Una vez has dado el paso, te has atrevido, y has logrado cambiar de trabajo, todavía queda mucho por hacer, pues los primeros días pueden ser complicados.

Toda vez que comiences en un puesto, será conveniente que te apoyes mucho en un mentor. Es decir, una persona que te ayude a ir conociendo la empresa, que te cuente los valores y necesidades y, en definitiva, un guía con el que descubras los secretos y engranajes de funcionamiento para que te conviertas en uno más de equipo lo antes posible.

Para entrar con buen pie, también conviene que te sirvas de tus compañeros. Trata de tejer buenas relaciones desde el primer momento para que seas una figura productiva en la empresa. Así lograrás disfrutar de tu nuevo empleo lo antes posible.

Cambiar de trabajo, ¿merece la pena?

Debes encontrar el término medio. Una vez das con tu lugar en el mundo, serás mucho más feliz. Ahora bien, no te tomes el hecho de cambiar de trabajo como un fracaso, sino más bien como una evolución.

En cualquier caso, hay que ir siempre al detalle, estudiar cada situación particular y descubrir los motivos que te llevan al cambio de empleo. Pero siempre conviene hacerlo bien, si puede ser con ayuda profesional, tanto mejor. Por ejemplo, contando con servicios de coaching expertos que te sirvan como guía en este proceso apasionante, pero también a veces preocupante.

Si eres de esas personas que cambia mucho de trabajo, tal vez significa que no encuentras tu sitio. Ahí, por ejemplo, sí que puede ser útil la ayuda de un coach profesional. Encontrar respuestas a una dinámica tan negativa como esa es necesario para dar con la estabilidad deseada.

Ahora bien, si cada pocos años decides cambiar de sector, no te lo tomes como algo negativo o un fracaso. Más bien al contrario, será algo que te esté enriqueciendo como persona y como profesional.

Y, recuerda, siempre, ante una situación como esta, cualifícate y conviértete en un profesional de alta empleabilidad. Así darás luz a tus perspectivas y esperanzas y tendrás a cambiar de trabajo con éxito cada vez que te lo propongas.

No olvides, además, que, si requieres de ayuda profesional, en esta plataforma darás con muchos coachs expertos dispuestos a ayudarte. ¡Mucha suerte!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto la política de privacidad

Información básica acerca de la protección de datos

  • Responsable: Zeta Online S.C.P.
  • Finalidad: Gestión de los comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento.
  • Destinatarios: Tus datos serán guardados en Comvive Servidores y Mailchimp, nuestros proveedores de hosting y email marketing.
  • Derechos: Tienes derecho, entre otros, a acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos enviando un correo a hola@somoscoaching.com
  • Más información: Puedes ampliar información acerca de la protección de datos en el siguiente enlace:política de privacidad

Cómo acabar con el insomnio

14 enero 2022

Cómo ayudar a una mujer maltratada

7 enero 2022

Cómo cambiar de trabajo con éxito

30 diciembre 2021